El peligro de las baterías en forma de monedas o disco, comúnmente utilizadas en los relojes, cámaras, juegos y entre otros siguen dando de que hablar. Estas pueden ser ingeridas por los niños y pueden causar quemaduras si se adhieren en la garganta o el estómago. Además, los niños pueden insertar estos pequeños objetos en los oídos o la nariz. En caso de envenenamiento llámanos al 1-800-222-1222.